Qué ver en Stuttgart: ¡18 mejores lugares!

5/5 - (3 votos)

Situada en el suroeste de Alemania, a  medio camino entre las importantes ciudades de Múnich y Frankfurt, se encuentra Stuttgart, la capital del estado de Baden-Württemberg y una de las ciudades más grandes del país. Si quieres conocer esta ciudad repleta de lugares interesantes para todo tipo de viajeros, en este artículo te enseño los principales atractivos que ver en Stuttgart, un destino imprescindible si estás haciendo una ruta por el sur de Alemania.

 

Qué ver en Stuttgart

Stuttgart es una ciudad donde podrás visitar importantes palacios que pertenecieron a los condes y más tarde a los reyes de Wurtemberg, además de otros muchos edificios históricos de diferentes estilos, algunos de ellos reconstruidos tras la Segunda Guerra Mundial.

También cuenta con fantásticos y destacados museos, como las modernas sedes del Museo de Mercedes-Benz y del Museo de Porsche, dos visitas imprescindibles que hacer en Stuttgart para los amantes de los coches. Tampoco hay que olvidar los famosos y grandes parques que rodean el centro de la ciudad, como el Schlossgarten, el Rosensteinpark, el Killesbergpark y el jardín botánico de Wilhelma, uno de los jardines botánicos más grandes de Europa.

Además, Stuttgart también es una ciudad ideal si tienes intención de hacer excursiones por la Selva Negra, el Lago de Constanza y la región de Schwäbische Alb.

Stuttgart es sin duda una de las ciudades más completas y más visitadas del sur de Alemania. Es por eso que te recomiendo este completo tour gratis en español para que conozcas su historia y curiosidades con todo detalle. Tienes toda la información a continuación:

Ahora sí, aquí va este listado con las mejores cosas que ver y que hacer en Stuttgart.

¡Empezamos!

 

1. Plaza del Castillo, uno de los principales lugares que ver en Stuttgart

Plaza del Castillo - Qué ver en Stuttgart, Alemania
Plaza del Castillo – Qué ver en Stuttgart, Alemania

Situada en el corazón de la ciudad, la Plaza del Castillo, conocida como Schlossplatz, es la plaza más grande de la ciudad y uno de los puntos principales que ver en Stuttgart.

Alrededor de esta plaza del siglo XVIII se encuentran algunos de los atractivos más importantes, además de un bonito conjunto de edificios históricos, entre los que destacan el Palacio Nuevo (Neues Schloss), un edificio neoclásico conocido como Königsbau, y un edificio modernista que alberga el Museo Nacional de Württemberg.

En el centro de la plaza también se levanta un monumento en forma de columna, conocida como la Columna del Jubileo. Se erigió entre los años 1841 y 1846 para conmemorar los 25 años del reinado de Guillermo I, y está coronada por la diosa de la concordia. Al lado de la columna hay dos fuentes que representan los ocho ríos de Baden Württemberg, y un pequeño quiosco de música construido en hierro fundido en 1871.

La céntrica Plaza del Castillo, además de ser el principal punto de encuentro entre los locales, también es lugar donde se celebran todo tipo de eventos a lo largo del año, desde conciertos en verano hasta el famoso mercado de Navidad de Stuttgart.

 

2. Palacio Nuevo

Palacio Nuevo de Stuttgart
El Palacio Nuevo, uno de los edificios más importantes que ver en Stuttgart

El Palacio Nuevo (Neues Schloss) es una enorme construcción de estilo barroco construida entre 1746 y 1807, y que sirvió como antigua residencia de los duques y reyes de Württemberg.

Después de los daños sufridos a consecuencia de la Segunda Guerra Mundial, el Nuevo Palacio de Stuttgart fue rehabilitado y en la actualidad es la sede del gobierno del estado de Baden-Württemberg y los ministerios de cultura y finanzas.

 

3. Castillo Viejo de Stuttgart

Castillo Viejo de Stuttgart, Alemania
Castillo Viejo de Stuttgart, Alemania

En uno de los laterales de la Schlossplatz está el Castillo Viejo (Altes Schloss), una de las históricas construcciones que ver en Stuttgart.

El castillo fue construido originalmente en el siglo X con fines defensivos. Aunque también tuvo que ser reconstruido después de la Segunda Guerra Mundial, el aspecto renacentista que podemos ver a día de hoy fue de una remodelación que se llevó a cabo entre los años 1553 y 1570. Lo más destacado es su patio con tres pisos de galerías con arcos, al cual se puede acceder de manera gratuita.

Hoy en día, el antiguo castillo de Stuttgart alberga el Museo Estatal de Württemberg (Landesmuseum Württemberg), un museo donde podrás conocer la historia y la cultura de esta importante región, además de objetos romanos, colecciones de arte medieval y joyas de la corona de Württemberg.

 

4. Schillerplatz, una de las plazas más bonitas que ver en Stuttgart

Schillerplatz, Stuttgart
Schillerplatz, una de las plazas más bonitas que ver en Stuttgart en un día

La Plaza Schiller es una de las plazas más bonitas y más pintorescas que ver en Stuttgart. En el centro de la misma se levanta desde el año 1839 el Monumento a Friedrich Schiller, famoso poeta, filósofo e historiador que da nombre a la plaza.

Schillerplatz está rodeada de importantes e históricos edificios, como la Antigua Cancillería (Alte Kanzlei) de mediados del siglo XV de estilo renacentista, el antiguo granero (Stiftsfruchtkasten) de finales del siglo XIV que alberga un museo de instrumentos musicales, un edificio del siglo XVII conocido como Prinzenbau y que es la actual sede del Ministerio de Justicia, y la iglesia gótica de la Santa Cruz (Stiftskirche).

5. Iglesia de la Santa Cruz

La iglesia de la Santa Cruz (Stiftskirche) es uno de los edificios religiosos más importantes que ver en Stuttgart en un día. Esta iglesia gótica fue construida entre los siglos XV y XVI bajo el mandado del conde Ulrich I, a partir de los restos de una antigua basílica románica fundada en el siglo XII.

A pesar de los daños sufridos durante la Segunda Guerra Mundial, la iglesia todavía conserva en su interior las estatuas renacentistas originales de los duques de Württemberg, realizadas en el siglo XVI por el artista Simon Schlör. También conserva otras obras de arte, como una pequeña capilla bautismal y las sepulturas del conde Ulrich I y su mujer, del siglo XIII.

Una de las curiosidades de esta iglesia, es que ningún otro edificio de la ciudad puede superar la altura de sus dos torres.

 

6. Markthalle, el Mercado Central de Stuttgart

El edificio en el que se encuentra el Mercado Central de Stuttgart fue construido a principios del siglo XX en el mismo lugar donde anteriormente había un antiguo mercado de hortalizas.

A pesar de que el edificio fue dañado en los ataques aéreos de 1944, fue reconstruido y cuenta con un elegante diseño Art Nouveau.

En su interior hay más de 50 puestos donde vas a encontrar todo tipo de productos frescos y comida del país, así que no dudes en subir a la planta superior y probar algún plato típico en alguno de los restaurantes que hay.

Sin duda, dar una vuelta por su mercado central es otra de las cosas que hacer en Stuttgart.

 

7. Königsbau y Königstrasse

También en la Plaza del Castillo está la Königsbau Passagen, un gran centro comercial con multitud de tiendas, restaurantes y oficinas. Lo más destacado de este edificio de estilo clasicista construido a mediados del siglo XIX son sus 34 enormes columnas jónicas y corintias de la entrada principal y su gran techo de cristal.

Frente a este imponente edificio pasa la Königstrasse, una avenida comercial de más de 1 kilómetro de largo, y completamente peatonal, repleta de tiendas de las marcas más conocidas. Esta calle que acaba, o empieza, en la estación central de trenes de Stuttgart (Stuttgart Hauptbahnhof), está considerada una de las mejores y más concurridas calles comerciales de toda Alemania.

Como curiosidad, esta calle fue trazada por el rey Federico a principios del siglo XIX, cuando empezó a convertir a Stuttgart en su residencia real.

 

8. Galería Estatal de Stuttgart, una de las más importantes que ver en Alemania

Fundada por el rey Guillermo I de Württemberg en el año 1843, para alojar su colección privada de más de 4.000 pinturas, la Galería Estatal de Stuttgart no solo alberga una de las mejores colecciones de arte de Europa, sino que es también uno de los museos más visitados de Alemania.

El edificio original es un palacio neoclásico construido entre los años 1838 y 1842, y en su interior se exponen centenares de pinturas y esculturas desde la Edad Media hasta el siglo XIX con ejemplos de las escuelas más importantes de Europa, especialmente de Alemania, Holanda, Italia, Bélgica y Francia, destacando artistas de renombre como Rubens y Rembrandt, entre muchos otros.

Un edificio anexo, conocido como la Nueva Galería Estatal, fue inaugurado en 1984 y llama la atención por su destacada arquitectura contemporánea. Aquí se exponen los mejores ejemplos de arte modernista y contemporáneo de los siglos XIX y XX, desde el expresionismo abstracto hasta el minimalismo, con artistas tan importantes como Warhol, Kandinsky, Salvador Dalí y Picasso.

 

9. Palacio de la Soledad, otra de las visitas que hacer en Stuttgart

Palacio de la Soledad - Qué visitar en Stuttgart
Palacio de la Soledad, un imprescindible que visitar en Stuttgart

El Palacio de la Soledad (Schloss Solitude) situado en las laderas de una colina fue construido entre 1763 y 1767 para el duque Carlos Eugenio de Württemberg, como residencia de verano y pabellón de caza.

El palacio cuenta con una arquitectura de estilo rococó y neoclásica, y las estancias más decoradas se encuentran en el pabellón central. Lo más destacado es el salón que hay bajo la llamativa cúpula central del palacio, llamado Weisser Saal (Salón Blanco), con un precioso techo abovedado con frescos.

También llaman la atención sus cuidados jardines por los que pasear tranquilamente, y la avenida de la Soledad, una amplia avenida arbolada que se extiende desde el Palacio de la Soledad hasta el Palacio Real de Ludwigsburg, a unos 13 kilómetros de distancia.

 

10. Parque de Killesberg

Stuttgart es una de las ciudades de Alemania que cuenta con más zonas verdes, y una de las más bonitas y frecuentadas es el Parque Killesberg (Killesbergpark), situado al norte de la ciudad.

Este parque fue inaugurado en 1939 con motivo de una exposición de horticultura, y a día de hoy todavía se siguen celebrando exposiciones florales y otros eventos relacionados con la jardinería. Killesberg cuenta con unas 50 hectáreas de bonitos jardines con fuentes y esculturas por los que pasear tranquilamente. Una de las opciones más cómodas para visitarlo es subir a un pequeño ferrocarril que recorre todo el parque.

Otro de los atractivos más destacados del parque es la Torre de Killesberg (Killesbergturm), una torre de observación en forma de cono de 40 metros de altura que también ofrece muy buenas vistas de la ciudad.

El Parque de Killesberg no es solo uno de los principales parques que visitar en Stuttgart, sino que también es uno de los lugares preferidos por los locales para desconectar de la ciudad.

Si vas a viajar a Stuttgart en julio, puedes disfrutar del Lichterfest Stuttgart, un festival donde el parque está decorado con miles de linternas.

11. Museo Mercedes-Benz, uno de los mejores museos que visitar en Stuttgart

Una de las visitas más interesantes que hacer en Stuttgart, especialmente si te gustan los coches, es el Museo Mercedes-Benz, situado en el barrio de Obertürkheim, en el mismo centro de la ciudad.

El museo se ubica en un edificio metálico que ya es un atractivo por sí solo gracias a su moderna e innovadora arquitectura con un diseño de doble hélice.

En su interior cuenta con más de 160 vehículos, desde el considerado primer automóvil del mundo que fabricó Karl Benz en el año 1886, hasta los últimos modelos más actuales del siglo XXI. También está expuesta una limusina fabricada a mano en la década de 1930 para el emperador de Japón, el primer Papamóvil que se fabricó para el papa Pablo VI en el año 1964, y la primera motocicleta del mundo, del año 1885, entre otros muchos modelos.

Gracias a una visita con audioguía, podrás conocer los más de 130 años de historia de una de las marcas de automóviles más reconocidas a nivel mundial y su evolución a lo largo de todos estos años.

 

12. Museo Porsche

Museo Porsche en Stuttgart, Alemania
Museo Porsche, una de las visitas que hacer en Stuttgart

Otro de los museos más importantes que visitar en Stuttgart es el Museo Porsche, ubicado en un espectacular edificio construido en el año 2008. En el interior del museo se exponen más de 80 vehículos que nos ayudan a conocer la historia y evolución de esta prestigiosa marca.

Podemos ver desde el primer híbrido construido en el mundo como es el Lohner-Porsche del año 1900, hasta el Porsche 356 Roadster del año 1948, diferentes modelos del mítico Porsche 911, los modelos más deportivos e incluso coches que participaron en carreras de competición.

Tanto el Museo Porsche como el Museo Mercedes-Benz, son los de los museos más importantes que ver en Stuttgart.

 

Más lugares que ver en Stuttgart

Si ya conoces los principales lugares de la ciudad y todavía dispones de más tiempo, estos son otros de los atractivos interesantes que ver en Stuttgart en dos días.

 

13. Iglesia de San Juan y el Lago Feuersee

Iglesia de San Juan y lago Feuersee
Iglesia de San Juan y lago Feuersee, otro de los lugares que ver en Stuttgart

La iglesia de San Juan (Johanneskirche) es una de las iglesias más importantes que ver en Stuttgart. Construida en la segunda mitad del siglo XIX en estilo gótico, y reconstruida tras los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial, es también es una de las más bonitas de la ciudad gracias al pintoresco entorno en la que se encuentra junto al lago Feuersee, por lo que también podrás aprovechar para dar un tranquilo paseo por esta zona.

 

14. Rosensteinpark

Otro de los parques importantes que visitar en Stuttgart es el Rosensteinpark, considerado el parque de estilo inglés más grande del sudoeste de Alemania. Fue construido a mediados del siglo XIX bajo el mandato de Guillermo I de Wurtemberg después de comprar los terrenos a los ciudadanos que vivían allí.

En el Parque Rosenstein también se encuentra el Palacio Rosenstein, construido entre 1822 y 1830, y que a día de hoy alberga el Museo de Ciencias Naturales de Stuttgart. Otros atractivos de este lugar son el jardín zoológico y el Jardín Botánico Wilhelma, considerado uno de los jardines botánicos más bonitos de toda Europa.

 

15. Palacio Ludwigsburg, uno de los principales palacios que ver en Stuttgart

Si te gusta visitar palacios, otra de las visitas imprescindibles que hacer en Stuttgart en dos días es el Palacio Ludwigsburg, uno de los palacios barrocos más grandes y más bonitos de Alemania.

Este lujoso palacio se empezó a construir en el año 1704 con la intención de ser una casa de campo para el duque Luis de Württemberg, pero fue tomando importancia con el paso de los años y se acabó convirtiendo en la residencia real de la familia Württemberg hasta principios del siglo XIX.

No solo sorprende por la basta decoración de sus espectaculares estancias privadas y salones, como el Salón de Mármol, sino que además tiene el teatro de palacio más antiguo que se conserva en Europa. Tampoco pierdas la oportunidad de pasear por sus enormes e impresionantes jardines de estilo inglés.

Por si fuera poco, en la actualidad el Palacio Ludwigsburg es la sede de una Galería Barroca con una gran colección de pinturas, del Museo de Moda Barroca con vestimentas que van del siglo XVIII al XIX y del Museo de Porcelana, con una de las colecciones más grandes de Europa de su tipo.

El palacio se encuentra en la pequeña ciudad de Ludwigsburg, a unos 12 kilómetros al norte del centro de Stuttgart. Se puede llegar en 15 minutos con el tren S-Bahn de las líneas S4 o S5 que salen desde la estación central.

 

16. Mausoleo Württemberg

Mausoleo de Württemberg
Mausoleo de Württemberg, Stuttgart

Otro de los lugares importantes que ver en Stuttgart en dos días es el impresionante mausoleo real de Württemberg, construido a principios de la década de 1820 por Guillermo I tras la muerte de su esposa Catalina Pavlovna de Rusia. Aquí también están enterrados el propio Guillermo I y su hija Maria Friederike Charlotte von Württemberg. En la entrada a la capilla hay una inscripción en alemán que se traduce como “El amor nunca muere”.

El mausoleo, abierto en verano para que se pueda visitar, está situado a las afueras de la ciudad, en la cima de la colina Württemberg, rodeada de viñedos y con vistas a la ciudad y al río Neckar. Se puede llegar en autobús o con el S-Bahn hasta la parada de Untertürkheim.

 

17. Torre de Televisión

La Torre de Televisión de Stuttgart (Fernsehturm), construida entre los años 1954 y 1956, fue la primera del mundo levantada completamente en hormigón armado, y sirvió de modelo para la construcción de futuras torres de televisión en otras muchas ciudades del mundo.

La torre, situada en lo alto de la colina de Hoher Bopser, tiene 217 metros de altura y cuenta con un mirador y un restaurante a 150 metros altura desde donde se puede disfrutar de unas espléndidas vistas panorámicas de la ciudad, el Valle del Neckar, la Selva Negra e incluso los Alpes Suabos en los días más despejados.

Subir a su mirador es una de las cosas que hacer en Stuttgart, ya que desde hace años la torre es uno de los principales símbolos de la ciudad.

 

18. Esslingen y Leonberg, dos excursiones que hacer en Stuttgart

Otro de los lugares interesantes que ver cerca de Stuttgart es la pequeña ciudad de Esslingen. , situada a unos 15 kilómetros de distancia.

Esslingen cuenta con varios edificios históricos entre los que destacan la iglesia de St. Dionys de los siglos XIII y XIV, y la Frauenkirsche, la primera iglesia gótica del sur de Alemania, construida en el año 1321.

El Castillo medieval de la ciudad (Burg Esslingen) y el ayuntamiento gótico, que actualmente alberga el Museo de la ciudad, son otro de los lugares más imporantes que ver en Esslingen.

Leonberg, situada a unos 13 km al oeste de Stuttgart, es otra ciudad que vale la pena visitar. Destaca su pintoresco casco histórico rodeado de edificios de los siglos XIV al XIX.

 

Cómo llegar a Stuttgart

Cómo ya he comentado al principio del artículo, Stuttgart se encuentra a unos 200 kilómetros al sur de Frankfurt y a unos 240 kilómetros al noroeste de Múnich. El transporte público en Alemania funciona de maravilla y hay muy buenas conexiones tanto si viajas en tren como si lo haces en autobús. Si estás en otra ciudad alemana y decides viajar en bus, te recomiendo la compañía FlixBus, con una excelente relación calidad-precio. Si decides hacerlo en tren, la estación de tren de Stuttgart está justo en el centro de la ciudad.

Si llegas directamente en avión desde tu ciudad, puedes ir del aeropuerto de Stuttgart al centro de la ciudad con el S-Bahn por menos de 4€.

Una vez en la ciudad es muy fácil recorrer a pie el centro de Stuttgart, pero si quieres visitar los atractivos que hay a las afueras del centro, podrás moverte fácilmente con el transporte público, ya sea en autobús, metro (U-Bahn) o con el tren de cercanías (S-Bahn).

Alojamiento en Stuttgart

Si quieres pasar alguna noche en la ciudad porque decides visitar Stuttgart en dos días, te recomiendo que vayas mirando estas ofertas de hoteles, algunas de ellas con cancelación gratuita, para poder dormir al mejor precio.

 

Ahora que ya sabes que ver en Stuttgart, no te pierdas estos otros artículos que te ayudarán a preparar tu viaje por Alemania:

 

Seguro de viaje para viajar por Alemania

Si vas a viajar a Alemania no te olvides de contratar el mejor seguro de viajes para tener la absoluta tranquilidad de estar cubierto en todo momento y ante cualquier situación e imprevisto, ya sea por necesidad médica, robos o daños en el equipaje, cancelación o retraso de vuelos, etc.

Los que viajamos sabemos que estar cubiertos en cualquier parte del mundo es tan básico como necesario. Es por eso que al ser lector de mi Blog de viajes, tienes este descuento directo del 5% en la modalidad de seguro que mejor se adapte a tu viaje y con las mejores coberturas para que disfrutes con total tranquilidad:
Seguro de Viajes Iati

 

 

ARTÍCULOS RELACCIONADOS:
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad