Qué ver en Arezzo (Italia): ¡9 mejores lugares!

Si estás pensando en hacer una ruta por la preciosa región de la Toscana, no te pierdas este artículo donde te enseño los mejores lugares y atractivos que ver en Arezzo, que como toda ciudad italiana, está llena de historia.

Arezzo, situada a unos 80 kilómetros al sureste de Florencia, es una ciudad que después de ser reconstruida en gran parte tras sufrir graves destrozos durante la Segunda Guerra Mundial, conserva un encantador centro histórico de la época medieval.

Qué ver en Arezzo

Déjate perder por las agradables calles peatonales de su centro histórico, conoce su catedral y las importantes iglesias, algunas de ellas consideradas las más antiguas de la Toscana, y disfruta del ambiente que se respira en la espectcular Piazza Grande rodeada de bonitos edificios renacentistas.

Si te gusta el arte también podrás conocer interesantes museos como la famosa casa de Giorgio Vasari, el Museo de Arte Medieval y Moderno, y el Museo Arqueológico Nacional, con antiguos hallazgos de la época etrusca, romana y medieval.

Al ser una ciudad pequeña, podrás conocer los mejores lugares y atractivos que ver en Arezzo en un día. Si quieres aprovechar para conocer la ciudad de la mano de un guía local, puedes hacer este completo tour privado por Arezzo en español.

Ahora sí, vamos ya con los mejores lugares que visitar y las mejores cosas que hacer en Arezzo en un día.

 

1. Piazza Grande de Arezzo

Piazza Grande - Qué ver en Arezzo, Italia
Piazza Grande – Qué ver en Arezzo, Italia

La Piazza Grande, situada en el centro histórico, es uno de los lugares más pintorescos que ver en Arezzo. Representa el corazón de la ciudad, y es además una de las plazas más bonitas de la Toscana.

La curiosa plaza inclinada fue construida en una pendiente de casi 10 metros de desnivel diseñada para canalizar el agua cuando llovía, y está rodeada de bellos edificios y palacios de la época medieval y renacentistas que se mantienen en muy buen estado de conservación.

El aspecto actual de la Piazza Grande de Arezzo data de finales del siglo XVI, y algunos de los edificios más interesesantes que se encuentran aquí son el Palazzo delle Logge Vasariane del año 1573 con sus elegantes arcos, y el Palazzo della Fraternità dei Laici, que con su planta inferior de estilo gótico y la superior de estilo renacentista, está considerado uno de los edificios más bonitos de la ciudad.

En la parte baja de la plaza, se encuentran varios edificios medievales de piedra, como la Torre Faggiolana almenada del siglo XIII, el Palazzo Cofani-Brizzolari y la casa torre de la familia Lappoli. En uno de los laterales de la plaza también se puede ver el ábside de la iglesia de Santa Maria della Pieve.

Durante la Edad Media, la plaza era el lugar donde se celebraba el mercado, y durante el Renacimiento se convirtió en el centro de la vida cívica de la ciudad.

El primer fin de semana de cada mes, en la Piazza Grande tiene lugar la famosa Feria de Antigüedades de Arezzo, una de las más grandes e importantes de Italia en su género y que se celebra desde 1968. Dos veces al año, en junio y setiembre, la plaza también es escenario de la popular Giostra del Saracino, un evento que recrea un torneo de la época medieval.

Otra de las curiosidades de la Piazza Grande de Arezzo que la hacen tan popular, es que fue escenario de la película «La vida es bella«.

 

2. Catedral de Arezzo

Catedral de San Donato - Qué visitar en Arezzo en un día, Italia
Catedral de San Donato – Qué visitar en Arezzo en un día | Imagen: @discoverarezzo

La Catedral de Arezzo, también conocida como la Catedral de San Donato por estar dedicada al santo patrón, se encuentra en la Piazza della Libertà, sobre una pequeña colina que domina la ciudad.

Se cree que esta iglesia se empezó a construir a finales del siglo XIII sobre una de las primeras iglesias cristianas de Arezzo. Por causas económicas no se terminó hasta el siglo XV, aunque se siguieron haciendo remodelaciones hasta el siglo XX.

Del exterior de la Catedral de Arezzo destaca su fachada de estilo neogótica reconstruida a principios del siglo XX, con sus tres portales y su gran rosetón, mientras que su campanario es de mediados del siglo XIX.

En su interior, formado por tres grandes naves, destaca su decoración y la belleza de sus vidrieras medievales, obra de Guillaume de Marcillat. Otra de las obras más importantes que se conservan en el interior de la Catedral de Arezzo, es el fresco de Santa María Magdalena, en la nave izquierda, pintado en el año 1465 por el artista Piero della Francesca.

La catedral alberga además la tumba con bajo relieves en mármol del obispo del siglo XIV Guido Tarlati, y la tumba del Papa Gregorio X, también del siglo XIV.

La catedral también cuenta con el Museo Diocesano di Arte Sacra, donde se pueden ver varias obras de arte, como el «Bautismo de Cristo» que decora la pila bautismal, esculpido por Donatello, un crucifijo de madera policromada del siglo XIII y algunos frescos de Spinello Aretino.

La Catedral de San Donato es uno de los principales monumentos que visitar en Arezzo y uno de los mejores ejemplos de arte gótico en Italia.

 

3. Iglesia de Santa Maria della Pieve

La iglesia de Santa Maria della Pieve es la más antigua que se conserva en la ciudad, y el edificio románico más importante que ver en Arezzo en un día.

Construida originalmente en el siglo XII, esta iglesia situada en la Piazza Grande también ha sufrido diversas reconstrucciones a lo largo de los siglos.

A este monumental edificio también se le conoce popularmente como la «iglesia de los cien agujeros» por su campanario románico del año 1330 y de 60 metros de altura, que cuenta con cuarenta ventanas de arcos dobles, y que se ha convertido en uno de los símbolos de la ciudad de Arezzo.

Otra de las características más destacadas de la iglesia de Santa Maria della Pieve es su llamativa e intrincada fachada del siglo XIII, con una profusión de arcos y columnas talladas en piedra arenisca. En la parte posterior de la fachada de esta iglesia románica, que es la que da a la Piazza Grande, se encuentra el gran ábside semicircular.

En su interior podrás ver restos de algunos frescos del siglo XIV y una cripta debajo del altar donde está el busto relicario de San Donato, hecho de plata y oro del siglo XIV, y que contiene las reliquias del santo patrón de Arezzo.

 

4. Basílica de San Francisco

Situada en la plaza de San Francesco, en el centro histórico de la ciudad, la Basílica de San Francisco es otro de los lugares importantes que visitar en Arezzo.

Se empezó a construir a finales del siglo XIII en estilo gótico y, aunque se han ido realizando diversas reconstrucciones y ampliaciones hasta el siglo XX, sigue siendo otra de las iglesias más antiguas de Arezzo.

Arquitectónicamente hablando, la iglesia no llama mucho la atención, ya que es bastante sencilla. En el exterior solo cuenta con una única vidriera circular, obra de Guillaume de Marcillat, encima de la puerta, y un campanario del siglo XVI, mientras que su interior consta de una sola nave.

Por lo que realmente es conocida la iglesia de San Francisco es por albergar unos famosos frescos considerados una de las obras de arte renacentista más importantes de Italia.

Los frescos más destacados se encuentran en la capilla mayor, como el fresco de la «Leyenda de la Vera Cruz», que narra los orígenes de la cruz de Jesucristo. Estos frescos fueron pintados entre 1452 y 1466 por el artísta Piero della Francesca, considerado el principal maestro del primer renacimiento italiano.

5. Casa-Museo de Giorgio Vasari

Si eres un apasionado del arte, la Casa de Giorgio Vasari es una de esas visitas imprescindibles que hacer en Arezzo.

Esta casa es un palacio renacentista de dos plantas donde Giorgio Vasari, famoso pintor, arquitecto e historiador del arte, el mismo que pintó al fresco el interior de la Catedral de Florencia, vivió en el siglo XVI.

Todas las estancias de la casa están decoradas con valiosos frescos hechos por el propio artista, y cuenta además de una colección de pinturas de los siglos XV y XVI.

Destaca el apartamento con la Cámara de la Fama y las Artes, la Cámara de las Musas, la Cámara de Abraham y la sala de la chimenea decorada por Vasari y sus alumnos.

Además del Palazzo della Loggia en la Piazza Grande de Arezzo, que fue diseñado por Giorgio Vasari, también podrás ver más obras suyas repartidas en toda la Toscana, especialmente en algunos lugares de Florencia, donde estuvo viviendo unos años.

 

6. Iglesia de San Domenico

En la Piazza San Domenico, cerca de la catedral, se levanta la iglesia de San Domenico, otro de los edificios religiosos más importantes que visitar en Arezzo en un día.

Construida entre los siglos XII y XIV, la iglesia cuenta con una fachada asimétrica de estilo gótico y un campanario original con dos campanas de que data del siglo XIV.

En su sencillo interior de una sola nave, además de los interesantes frescos de Spinello Aretino de los siglos XIV y XV que cubren las paredes, se puede ver la Crucifixión de Cimabue, la gran atracción de la iglesia de San Domenico. Este gran crucifijo de más de 3 metros de altura que preside el altar mayor fue pintada por Cimabue sobre el año 1265.

 

7. Fortaleza de los Médicis, un imprescindible que visitar en Arezzo

Qué ver en Arezzo en un día - Fortaleza de los Médicis
Qué ver en Arezzo en un día – Fortaleza de los Médicis | Imagen: @discoverarezzo

Construida entre los años 1538 y 1560 por orden de Cosme I de Médicis, y situada dentro de las murallas de la ciudad, la Fortezza Medicea se levantó sobre antiguos edificios originales del siglo III y II a.C. para reforzar el sistema defensivo de las posesiones de los Médicis.

Esta estructura en forma de pentágono con cinco torres defensivas, fue saqueada por los franceses a principios del siglo XIX, y aunque fue restaurada en la década de 1860, todavía son visibles los daños causados por las explosiones. Años más tarde se cedió a la ciudad para utilizarlo como espacio público.

La Fortaleza de los Médicis es uno de los monumentos más emblemáticos que ver en Arezzo, y desde la parte superior se puede disfrutar de una vista panorámica de la ciudad y sus alrededores.

 

8. Museo de Arte Medieval y Moderno

Ubicado en el interior del Palacio Bruni-Ciocchi del siglo XV, en el Museo d’Arte Medievale e Moderna se exponen piezas de cerámica y diversas esculturas de las épocas romana, medieval y renacentistas.

También se puede ver una colección de armas, monedas y pinturas que van desde el siglo XIV hasta el siglo XIX, incluyendo frescos de Vasari y otros artistas de la región de la Toscana. El museo también es conocido por su colección de mayólicas y porcelanas de los siglos XIV al XVIII.

 

9. Museo Arqueológico Nacional y el Anfiteatro Romano

El Museo Arqueológico Nacional se sitúa en el antiguo monasterio de San Bernardo del siglo XIV, construido sobre los restos de un anfiteatro romano del siglo II d.C.

En este museo se expone una destacada colección de cerámica, joyas recuperadas de la necrópolis etrusca de Poggio del Sole, mosaicos y artefactos de la época romana, además de otros hallazgos medievales encontrados en Arezzo.

De los restos que se conservan del antiguo anfiteatro romano de Arezzo, que en su día tenía capacidad para más de 10.000 espectadores que asistían a batallas de gladiadores y obras de teatro, todavía se puede ver el contorno del teatro semicircular, el escenario central, varias secciones del muro, la zona de asientos y los soportes.

 

Espero que este artículo con los mejores cosas que ver y que hacer en Arezzo te haya sido de utilidad para preparar tu viaje.

Si estás buscando alojamiento en Arezzo o en cualquier ciudad de Italia, aprovecha las ofertas y descuentos que de dejo a continuación:

 

 

ARTÍCULOS RELACCIONADOS:
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad